Search
Share

Cómo calcular los gastos médicos

Una pareja analiza las facturas médicas con el doctor.

No siempre es posible planificar cómo pagarás los gastos de atención médica (razón más que suficiente para abrir un fondo de ahorros para emergencias), ¿pero qué pasa cuando sí puedes saber de antemano cuánto costarán los servicios médicos? ¿Por dónde comenzar?

Averigua cuál es tu máximo

Si tienes seguro, al momento de contratarlo (por ejemplo, cuando empezaste a trabajar) debes haber recibido un documento que explica las prestaciones y la cobertura que ofrece. Para obtener esa información, puedes pedirle ayuda al departamento de Recursos Humanos de tu trabajo o puedes registrarte en el sitio web de la compañía aseguradora para descargar otra copia de la póliza.

Presta atención a los aspectos principales del seguro médico que se indican a continuación.

  • Deducible: Es la cantidad que debes pagar antes de que el seguro comience a cubrir los gastos. Por ejemplo, si el deducible es de $5000, significa que tendrás que pagar $5000 por los tratamientos y servicios antes de que el seguro pague, según lo que establezca la póliza.
  • Copago y coaseguro: El copago es un monto prestablecido, por ejemplo, $30 por la consulta médica. El coaseguro significa que tienes que pagar un porcentaje del total. Por ejemplo, si la póliza establece una relación 80/20 con la compañía aseguradora, una vez alcanzado el deducible el seguro pagará el 80 por ciento de los gastos y tú pagarás el 20 por ciento restante.
  • Desembolso máximo: Es la cantidad máxima que tendrás que pagar en un año calendario por los gastos que califiquen. Incluso si tus gastos médicos superan los $100 000, solo tendrás que pagar el máximo anual que se define en la póliza. Pero esto solo comprende los exámenes, análisis, tratamientos, procedimientos y medicamentos que estén cubiertos por el seguro.
  • Alcance de la cobertura: Si te diagnosticaron una enfermedad específica o crónica, consulta la póliza o llama a la compañía aseguradora para aclarar qué está cubierto y qué queda fuera de la cobertura.

Si no estás conforme con lo que establece tu póliza, piensa en cambiar la cobertura del seguro cuando se abra el próximo periodo de suscripción en tu trabajo o a través del Mercado de Seguros de Salud de la Ley de Cuidado de Salud a Bajo Precio. Si tienes seguro, el desembolso máximo es el máximo que deberás pagar. Puedes obtener autorización previa para realizarte procedimientos planificados, como el parto, o tratamientos ambulatorios. Debes llamar previamente a la compañía aseguradora para averiguar los costos.

Si no tienes seguro, no existe un límite para el monto que tendrás que pagar. Sin embargo, puedes llamar al proveedor por anticipado para solicitar un descuento y comparar distintas opciones para buscar la que sea menos costosa. Por ejemplo, algunas instituciones de atención médica y de urgencia cobran distintos cargos por el mismo tipo de servicio.

Haz una investigación sobre gastos médicos

Una mujer investiga sobre precios de los seguros médicos.Usa herramientas gratuitas de comparación de precios, como Fairhealthconsumer.org y HealthcareBlueBook.com para obtener estimaciones de costos médicos, pero ten en cuenta que los precios varían bastante en función de si se necesita anestesia, internación o si es necesario hacer un tratamiento de seguimiento con medicación.

Busca información sobre la forma de pagar medicamentos con receta de bajo costo en el sitio web del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU. Si tus ingresos son bajos o no tienes ingresos, probablemente reúnas los requisitos para acceder al programa Medicaid y tus hijos tendrán derecho a participar en el Programa de Seguro de Salud Infantil (CHIP).

Si está lidiando con una enfermedad de larga duración o eres un enfermo crónico, recurre a los grupos de apoyo conocidos (por Internet o en persona) para conectarte con otras personas que viven situaciones similares. Con frecuencia, otros pacientes y sus familiares son la mejor fuente de información actualizada sobre programas de asistencia, ensayos clínicos y tratamientos de avanzada.

Comienza con los siguientes enlaces:

De qué manera las deudas de gastos médicos afectan tus finanzas

Los gastos médicos pendientes de pago aparecen en tu informe crediticio a partir de los 180 días. Algunos modelos de informes no consideran la deuda de gastos médicos de manera tan negativa como otros tipos de deuda al calcular tu calificación crediticia.

Cuando solicites una hipoteca o un préstamo para comprar un auto, la falta de pago o los pagos atrasados de facturas médicas pueden bajar tu calificación. Sin embargo, si pagas los gastos médicos en fecha, tu crédito podría mejorar. Si no puedes hacer frente a la deuda, llama a tu prestador de servicios médicos para intentar acordar un nuevo plan de pagos. La mayoría de los acreedores prefieren recibir pequeños pagos en fecha antes que nada.

Además, si tus facturas médicas superan por mucho lo que puedes pagar, posiblemente valga la pena investigar la posibilidad de declararte en quiebra. Muchas personas se resisten a pagar deudas grandes, cuando en realidad sería más rentable declararse en quiebra de inmediato. Consulta a un abogado especializado en quiebra que sea serio y no asumas ningún compromiso antes de tomarte un tiempo para comparar las ventajas y las desventajas.

Exenciones tributarias para los gastos médicos

Puedes obtener una deducción de impuestos para los gastos de atención médica que superen el 10 por ciento de tu ingreso bruto ajustado (AGI). Sin embargo, ten en cuenta que esto solo sucede si desglosas las deducciones, es decir que durante el año fiscal 2019 tendrás que acumular más de $12 200 en deducciones si eres soltero, más de $18 350 si presentas la declaración como jefe de familia y más de $24 400 si estás casado y presentas una declaración conjunta para que sea más rentable que utilizar deducciones estándar.

[Cualquier referencia a una empresa, un producto comercial, un proceso o un servicio específicos no constituye ni implica un respaldo o una recomendación por parte de National Endowment for Financial Education.]

See this article in English: Estimate Medical Costs

Tags: